Actualidad

Shimano renueva su pedal de iniciación en carretera con el PDRS500, diseñado con características de gama alta

Disponer de un pedal que proporciona seguridad y confianza, al mismo tiempo que sea sencillo de utilizar y duradero, es un elemento fundamental para quienes se inician en el uso de pedales con cala.

25/05/2019
pedal_shiman_pdrs500

En sintonía con su línea de trabajo habitual de proporcionar a los ciclistas los mejores y más innovadores componentes para sus salidas, Shimano ha renovado su pedal de iniciación en carretera con el nuevo modelo PDRS500, que sustituye a un clásico como el PDR540, que ha servido históricamente a cientos de ciclistas a estrenarse en el uso de pedales con cala del sistema SPD-SL. 

shimano_pedal_pdrs500_2

El nuevo pedal PDRS500 ha sido diseñado con algunas características y tecnologías presentes en modelos de gama alta. Sin ir más lejos, su factor Q es el mismo que el de los pedales Dura-Ace, lo que aporta eficiencia y rendimiento al pedaleo. Además, su diseño de plataforma extraancha facilita el enganche y desenganche de la cala. Otro elemento que facilita la entrada y salida de la cala es la tensión del muelle, que en el PDRS500 es más ligera que en un pedal convencional.

pedal_shimano_pdrs500_3

Asimismo, el PDRS500 cuenta con placas metálicas en los puntos clave en los que se produce el contacto entre la zapatilla y el pedal, lo que reduce la fricción y aumenta la durabilidad del pedal. Su peso es de 320 g.

El pedal PDRS500 forma parte del sistema SPD-SL de Shimano, creado para proporcionar al ciclista la integración perfecta entre el pedal y la zapatilla y brindar una transmisión de potencia más eficiente y estabilidad sobre la bicicleta al subir y al bajar.